J. Crew, la primera gran cadena de moda de EEUU que se declara en bancarrota por el coronavirus

Era eminente que tarde o temprano el COVID- 19 se llevara a numerosas empresas de por medio y J. Crew es un ejemplo de esta devastadora situación. Ésta se declaró en bancarrota el lunes como consecuencia de la caída de su facturación a raíz de la pandemia.

Por si no lo sabías, J. Crew  fue fundada en 1983, y se popularizó  por vestir a la ex-primera dama, Michelle Obama, y por ser una marca de elegancia “preppy” que incluía suéteres de cuello vuelto, pantalones chinos, chaquetas y camisetas con bolsillos.

Tras declarars en bancarrota, la marca acordó con sus prestamistas convertir una deuda de unos 1.650 millones de dólares en participaciones de capital y se prepara ahora para una reestructuración financiera.

“A medida que buscamos reabrir nuestras tiendas de la manera más rápida y segura posible, esta reestructuración financiera integral debería permitir que nuestro negocio y nuestras marcas prosperen en los próximos años”, señaló el director ejecutivo de J. Crew, Jan Singer. Además, agregó que el objetivo es un desarrollo sostenible de J. Crew a largo plazo y asegurar el “momentum” de la firma Madewell’s, una de sus marcas emergentes, muy popular entre jóvenes y que seguirá formando parte de la matriz.

J.Crew RTW Fall 2017

Posteriormente, Singer dijo que mientras dure la bancarrota J. Crew continuaría prestando con normalidad sus servicios y operaciones del día a día (especialmente el comercio electrónico, que representa la mitad de sus ingresos) y reabrirán sus tiendas cuando sea posible.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *